Noches sin dormir

Llámalo jetlag. Llámalo lo que sea. Yo lo de no dormir, o dormir poco lo llevo fatal. Por motivos de trabajo pierdo del orden de ocho noches de sueño al mes. Llevo seis años con este ritmo. Y me quedan, si los políticos, hoy en boca de todos, no lo cambian, unos quince o veinte años por delante. Calculadora en mano, llevo 528 noches perdidas y me quedan 1760 hasta la jubilación. Hacen un total de 2288 noches sin dormir, o durmiendo poco o nada. Si eso lo paso a años da un resultado de poco más de seis años. ¡Seis años sin dormir! Yo, según el INE, tengo una esperanza de vida de 85 años y si a eso le resto las noches de juerga de la adolescencia, postadolescencia, paternidad e infancia… Me voy a tirar media vida insomne. 

Dicen que los síntomas de una noche sin dormir son parecidos a los de una persona con brotes psicóticos. Yo tendría que estar internado ya. Y aquí sigo. 

Pasar 24 horas sin dormir produce los mismos efectos que una persona que se ha tomado cinco copas. Deduzco que vivo medio pedo y sin gastarme un duro en copas. 

La producción de la hormona que te hace sentir lleno, leptina, se reduce una barbaridad cuando no duermes. Ahora entiendo mis paseos a la cocina a las 3 de la mañana. 

El índice de masa corporal es un 4% más alto en las personas que no dormimos. Vale, no estoy gordo, tengo el IMC alto. Dormir engorda. Y cuando duermo me desinflo. Ahora comprendo mis subidas y bajadas de kilos en cosa de 24-48 horas. 

La presión arterial sistólica en los que dormimos menos de 6 horas diarias suele ser superior a la de los que duermen más. No tengo taquicardias, es que mi corazón se pone a 100 por falta de horas de sueño. 

Las posibilidades de que enferme de diabetes son mayores en mí que en en el resto de los mortales. De momento me libro. Toco madera. 

Y también dicen que si paso más de tres noches seguidas durmiendo menos de cuatro horas mi cerebro empieza a perder células y tengo muchos números de lotería para padecer Alzheimer o volverme demente…

Dicho esto… Me voy a dormir, que llevo dos noches seguidas y paso de jugármela en la tercera y, además, no sé a cuento de qué venía esto. 

Buenas noches. 

Zzz…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *